Si tienes un diente más oscuro que el resto, lo más probable es que el diente no esté vital (vivo). Esta dolencia no suele cursar con dolor ni molestar, simplemente que con el paso del tiempo el diente se va oscureciendo y dependiendo del color de nuestro esmalte lo veremos más grisáceo que el resto de piezas, pero es necesario tratar el “nervio” del diente para evitar que pueda evolucionar a un proceso infeccioso en la boca con el consecuente dolor y riesgo para el paciente.
Si el nervio ya estuviera tratado correctamente sólo sería un problema estético.
En estos casos puedes acudir a nuestra Clínica Axis Olivenza y pedir una valoración para que te expliquemos cómo podríamos “aclarar” ese diente y dejarlo del mismo color que el resto.
El procedimiento habitual es realizar el tratamiento del nervio del diente (si procede) y luego realizar de 2 a 4 sesiones de blanqueamiento interno que consiste en introducir un producto blanqueador dentro del diente. Las sesiones suelen hacerse una vez a la semana o cada 10 días hasta conseguir el resultado previsto, luego se procederá a realizar la reconstrucción del diente, a veces, con esto no es suficiente y debemos hacer una carilla estética, pero esto dependerá de cada caso en particular.